SEGURO DE CRÉDITO

-TEMPU EMPRESAS-

 

Volver Avanzar

El Seguro de Crédito constituye un sistema integral de gestión del riesgo comercial que le protege
frente a la morosidad o insolvencia de sus clientes, al tiempo que actúa de garantía de solvencia
frente a los bancos facilitando y reforzando su acceso a créditos para su empresa.


               
Disfrute entre otras ventajas de cobertura básica inmediata, prima fija, tarifa plana en gastos de clasificación,
posibilidad de pago fraccionado y acceso a un sencillo sistema de gestión online.

Seguro de Crédito

¿Por qué contratar un Seguro de Crédito?

En los últimos años el SEGURO DE CRÉDITO ha sido esencial para que se llevaran a buen término muchas transacciones comerciales. Esta bonanza económica hizo que el mercado y los empresarios aceptasen una serie de situaciones que, lejos de ser reales, perjudicaban sus intereses. Ahora, la actual situación de morosidad a nivel nacional e internacional hace que las Compañías de SEGURO DE CRÉDITO se encuentren en una situación delicada que les obliga a tomar decisiones sobre siniestros declarados no del todo acertadas… Todo lo anterior nos lleva a tomar la decisión de crear un nuevo concepto de Seguro de Crédito.

El Seguro de Crédito Tempu le proporcionará seguridad en el cobro de sus FACTURAS, cubriendo los riesgos de insolvencia inherentes a sus operaciones comerciales y reduciendo la incidencia que los créditos impagados producen en los resultados empresariales, en la liquidez y en la estabilidad de la empresa. Además, este producto le permite elegir los CLIENTES que desea asegurar, por lo que no es necesario asegurar toda la facturación.

¿Qué consideramos como Riesgos y Gastos?

RIESGOS DE CARÁCTER COMERCIAL:
• La declaración del deudor, mediante resolución judicial firme, en situación de quiebra Riesgos cubiertos o en cualquier otra situación análoga conforme a la legislación que le fuera aplicable.
• La aprobación de un convenio judicial o una transacción extrajudicial autorizada previamente y por escrito por la Compañía, que implique una reducción o quita del importe del crédito asegurado.
• La imposibilidad de ejecutar la sentencia judicial firme o el laudo arbitral definitivo que reconozca el derecho de crédito del Asegurado por la inexistencia o la insuficiencia de bienes libres del deudor, y, en su caso, del garante para satisfacer total o parcialmente el pago de la deuda.
• Los impagos totales o parciales del crédito transcurridos seis meses desde la fecha de recepción en la Compañía del Aviso de Insolvencia Provisional y de la documentación original acreditativa de la deuda.
• La negativa arbitraria del deudor extranjero o, en su caso, del importador a retirar la mercancía sin que medie causa justificada para ello.
• El acuerdo entre el Asegurado y la Compañía por el que consideren que el crédito resulta incobrable.

GASTOS:
Los gastos pagados por el Asegurado para aminorar o evitar las pérdidas causadas o que pudieran causarse por el acontecimiento de cualquiera de los riesgos comerciales cubiertos por la Póliza, siempre que dichos gastos hubieran sido aceptados por escrito previamente por la Compañía.

Funcionamiento de las Pólizas Tradicionales

• Una vez entra en vigor la Póliza, la empresa asegurada envía su cartera de clientes para que la Compañía proceda a su estudio y clasificación.
A medida que vayan surgiendo nuevos clientes, la empresa solicita cobertura y la Compañía aseguradora contratada los estudia y clasifica.
La Compañía aseguradora vigila constantemente la cartera de riesgos del asegurado durante toda la anualidad, pudiéndose producir variaciones en los límites de crédito.
La empresa notifica las ventas a la Compañía. Bastará con remitir mensualmente una relación de las ventas a aquellos clientes a los que se les ha vendido a crédito.
La Compañía tarifica las ventas aplicándoles la tasa de prima de cada cliente a las ventas realmente realizadas.
• Ante el impago de una venta y en el caso de que las gestiones directas no tengan éxito, la empresa asegurada comunicará el impago a la Compañía dentro de los plazos establecidos en póliza. A partir de ese momento, comenzará el cómputo del plazo para la indemnización y se iniciarán las gestiones de cobro por parte de la Compañía.
Al finalizar la anualidad se procede a reajustar la prima en función de las ventas realmente realizadas.

Funcionamiento de las Pólizas Tempu

PREVENCIÓN
El servicio de análisis de las diversas entidades con las que colaboramos clasifican, seleccionan y vigilan los riesgos de sus asegurados, actualizando periódicamente la información financiera para controlar la evolución de sus índices de solvencia, y mantienen al día la base de datos de más de 40 millones de empresas de la propia entidad aseguradora. De este modo, las empresas que mantienen un seguro de Crédito, como puede ser Ud., se benefician de un instrumento de clasificación, selección y gestión de riesgos que incorpora un alto valor añadido. Sus sistemas estudian más de 7.000 ventas a crédito al día.

RECOBRO AMISTOSO Y PROCESOS JUDICIALES DE RECOBRO
En caso de ser necesaria la ejecución de procesos judiciales, y si así lo solicita el cliente, la entidad aseguradora de crédito intermedia en la gestión de recobro. El impago de las facturas pone en alerta los mecanismos orientados a la recuperación de los créditos impagados. Sobre esta base es posible adaptarse a las necesidades, actividad y tamaño del cliente en función del riesgo del negocio a asegurar, el volumen de ventas, los plazos de cobro, la tipología de sus clientes y los diversos sectores de mercado a los que se dirige.

INDEMNIZACIÓN DE CRÉDITOS IMPAGADOS
Estas Pólizas de crédito suponen un apoyo financiero fundamental para poder contar con la liquidez en su Empresa. Pase lo que pase, la entidad aseguradora indemnizará, en el porcentaje estipulado en la Póliza, por las pérdidas finales sufridas por las facturas no cobradas durante la vigencia de la misma, para las operaciones comerciales que tenga aseguradas.

MEJORAS EN SU FINANCIACIÓN
La existencia de un seguro de crédito le ayuda a reforzar el acceso al crédito, al suponer una fuente de liquidez que muchas entidades financieras valoran en sus estudios de sus clientes.

Las modalidades básicas de seguro de crédito ofrecidas por las compañías pueden completarse con centenares de soluciones a medida para construir una póliza que cubra las necesidades específicas de cada uno de nuestros clientes.

Con este seguro de Crédito su financiación reunirá las soluciones principales que utilizan ya cientos de nuestros clientes, orientadas a ampliar sus líneas de descuento de papel.

Tipos de Pólizas

Póliza Abierta: asegura los clientes de su cartera que realmente quiera asegurar.
Póliza Riesgo Puntual: asegura una única factura.
Póliza Cliente Puntual: asegura las operaciones que quiera de un único cliente, ya sean recurrentes o de un proyecto en concreto.
Póliza Segunda Capa: asegura la necesidad real que no está cubierta en su póliza tradicional.
Póliza Simple: una póliza diseñada para las empresas que buscan sencillez a la hora de contratar un Seguro de Crédito.

Póliza Simple v.s. Póliza Tradicional

PÓLIZA TRADICIONAL:
• Se somete a cobertura la totalidad de ventas a crédito del asegurado.
• Pueden incluir cobertura para el riesgo doméstico y/o la exportación.
• Se aplica una tasa sobre las ventas estimadas a crédito para la anualidad.
• La prima provisional, sujeta a reajuste al final de la anualidad de la póliza.
• Las ventas reales a crédito deben ser notificadas periódicamente para calcular la prima real y el reajuste final.
• Se establece una prima mínima con independencia del reajuste final.
• Todos los riesgos deben ser sometidos a clasificación.
• Se establece un porcentaje de cobertura máximo (80-90%).
• Se establece una duración máxima de los créditos (aprox. 120 días).
Indemnización máxima anual (25 veces las primas devengadas).

PÓLIZA SIMPLE TEMPU:
Fácil de contratar y de gestionar.
Prima fija sin regularizaciones por facturación.
Tarifa plana de gastos de clasificación: 10% de la prima (con un límite del número de clasificaciones) ya incluida en el coste total.
Cobertura básica inmediata sin necesidad de clasificación previa: 60%
Máxima sencillez administrativa, sin declaraciones de ventas, sin declaraciones de prórrogas, sin bonus ni malus.
Servicio integral de recobro incluido en la póliza.
Sistema online gratuito que le permitirá gestionar y administrar la póliza con total sencillez, sin carga para la empresa.

Características de la Póliza Simple

• Dirigida a empresas con facturación entre 100.000 y 3 millones de euros, de cualquier sector excepto Metal y Construcción.
Usted elige el tramo de facturación que quiere cubrir (siempre que sea el 80% de su facturación total).
• Prima única con posibilidad de pago fraccionado.
Elección de cobertura: básica (indemnización del 60% para todos los clientes en cartera) o mejorada (hasta el 85% basado en el indicador de solvencia financiera del Deudor).
No se cubren operaciones de menos de 300 euros.

Condiciones

Los términos e información expresados en esta página sobre las coberturas y Garantías están supeditados a las condiciones generales y especiales de aplicación en cada entidad aseguradora que se pueda elegir, así como a la modalidad de seguro que se contratase.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies. ACEPTAR

Aviso de cookies